¿Qué es una ICO?

ICO son las siglas de Initial Coin Offering. Se trata de un mecanismo alternativo de captación de fondos comparable a una OPI (Oferta Pública Inicial) con dos grandes diferencias:

  • El inversor no posee acciones de la futura empresa.
  • La empresa debe estar vinculada de alguna manera a la Blockchain.

Simplificando, una startup con una idea chula conectada a una Blockchain generará sus propios tokens digitales o moneda ICO (cripto token) y los pondrá a la venta en exchanges, normalmente de Bitcoin o Ethereum (las dos criptomonedas más desarrolladas y conocidas del mundo). Los inversores pueden entonces gastar estos tokens de la cripto ICO contra los servicios/productos ofrecidos a la venta por la startup o guardarlos y esperar obtener una ganancia de capital en la reventa si el proyecto funciona.

El aumento del valor de referencia es clave para entender el atractivo de las ICO. No son meras transacciones por el bien del producto o servicio. Son inversiones realizadas con la expectativa de obtener un rendimiento rápido y sólido.

Como tal, es una forma completamente nueva de recaudar capital para un proyecto o startup, que podría compararse con una campaña de recaudación de fondos en la plataforma Kickstarter. Aparecidas en 2013, el número de ICOs realmente se disparó el año pasado (ed. nota: en 2017) durante el cual, se invirtió una cantidad récord de 4.000 millones de euros.

Los aspectos positivos:

Esta forma alternativa de inversión tiene muchas ventajas:

  • Algunos proyectos no habrían podido ver la luz debido a la falta de financiación ''clásica''.
  • No hay papeleo innecesario.
  • Permite a los empresarios crear una comunidad en torno a sus proyectos desde el principio.
  • Esto da un impulso adicional a la innovación.
  • Ahora cualquiera puede invertir fácilmente hasta sus posibilidades.

Los Puntos Negativos

¿Qué es una ICO?

Aunque hay muchos ejemplos de ICOs exitosas y están a punto de revolucionar el sistema financiero, se advierte a los inversores que tengan cuidado, ya que algunas campañas de ICOs de blockchain son de hecho fraudulentas. De hecho, como estas recaudaciones de fondos aún no están reguladas por las autoridades financieras, es posible que nunca se recuperen los fondos perdidos como resultado de estas transacciones fraudulentas.

A principios de septiembre de 2017, el Banco Popular de China prohibió oficialmente las ICO, citándolas como perturbadoras de la estabilidad económica y financiera. El banco central declaró que los tokens no pueden utilizarse como moneda en el mercado y que los bancos no pueden ofrecer servicios relacionados con las ICO. Como resultado, tanto Bitcoin como Ethereum se han hundido. La prohibición también penaliza las ofertas ya realizadas.

A principios de 2018, fueron Facebook, Twitter y Google los que prohibieron la publicidad de las ICO en sus plataformas.

Antes de invertir en ICO, hay que comprobar su fiabilidad. Aquí tienes algunos consejos que debes seguir:

  • Los objetivos del proyecto deben exponerse con claridad y precisión.
  • La empresa que lanza una ICO debe ser totalmente transparente en cuanto a sus miembros, plan de negocio, ubicación, plazos, etc.
  • La empresa debe haber establecido los términos y condiciones legales de su ICO.
  • Los fondos de la ICO deben almacenarse en un monedero digital. Se trata de un monedero que requiere varias
  • claves para acceder a él. Esta es una protección útil contra las estafas, especialmente cuando un tercero neutral tiene una de las claves.

Por desgracia, no hay forma de garantizar al 100% la fiabilidad de una OIC, siempre habrá un elemento de riesgo. Pero, por otro lado, las ICOs también pueden ofrecer enormes recompensas. Por lo tanto, hay que tomar las precauciones necesarias antes de sacar el máximo partido a estas nuevas inversiones.

¿Que Contiene Nuestro Articulo?()

    ¿Cómo invertir en ICO?

    Ahora que has comprobado la fiabilidad de una ICO y quieres invertir en el proyecto, vas a tener que familiarizarte con el funcionamiento de las criptomonedas. En la mayoría de los casos, la inversión se realiza a partir de criptomonedas existentes como Bitcoin o Ethereum. Por lo tanto, usted ya necesita poseer una cartera de criptomonedas y, obviamente, tokens de criptomonedas. Estos son los pasos a seguir para realizar una inversión desde cero:

    • Regístrese en un servicio de intercambio de divisas digitales como coinbase. Hay cientos de servicios de
    • intercambio de criptomonedas y carteras accesibles en línea y muy fáciles de usar.
    • Compra la moneda que necesitas para invertir en la ICO y pon esos fondos en tu cartera digital.
    • Vaya a la página oficial de la ICO en la que desea participar y regístrese.
    • A continuación, simplemente transfiera la cantidad que desea invertir desde su cartera a la dirección pública de
    • la ICO (normalmente Ethereum). A cambio, recibirá tokens de la ICO en cuestión directamente en su cartera.
    • Tenga en cuenta que hay pequeñas comisiones asociadas a la transferencia de criptomonedas, así que prevea
    • una cantidad algo mayor para cubrir estos costes.
    • Conserve el nuevo token o cámbielo por euros u otras monedas digitales.

    Conclusion sobre ICO

    El fenómeno ICO se ha convertido en una herramienta que puede revolucionar todo el sistema financiero. Ya ha dado a luz a tecnologías innovadoras como Ethereum y ha demostrado su capacidad para generar recaudación de fondos para muchas empresas en fase inicial o startups de blockchain en todo el mundo. Pero no hay que olvidar que también hay muchas estafas que se aprovechan de la moda mundial en torno a las ICO. Ante todo, debe informarse y comprobar la fiabilidad de la empresa y su proyecto antes de invertir sus fondos.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir
    Esta web utiliza cookies. Puedes ver aquí la política de cookies. Si continua navegando estás aceptándolas.    Más información
    Privacidad